¿Acabas de ponerte una cobaya como foto de perfil? o Cosas que no hacer nunca para vender libros

Cuando estrenas tu perfil de autor en Goodreads te toca subir una imagen tuya. No es obligatorio, pero das mejor impresión si sales que si eres una silueta anónima. Sin foto, parece que no estás ahí, que tu cuenta la gestiona Hank Scorpio desde alguna parte y que no vas a decir nada de interés.

Tu foto de autor va a decirle al mundo quién eres, y ahí tenemos el problema: es imposible salir bien. Si pones una foto normal, de tus vacaciones, parece poco profesional (a no ser que vendas libros de viajes, entonces tu careto junto a Angkor Wat es tu mejor seña de identidad). Y si vas a lo profesional, da un poco de risa. La foto de escritor en blanco y negro, con fular, gafitas y fondo de estantería de libros (o peor: París) es un cliché.

Así que he hecho un razonamiento (ya no me quedan más este año): si escribo libros de humor, mi foto no puede ser la de Kafka meditando fuerte sobre la vida. Tiene que ser tan absurda como mis libros. Así que he cogido a esta espectacular modelo (se llama Arya) y le he hecho esta foto. Como veis, está leyendo mi libro y no se ha hecho caca encima, así que creo que le gusta. No ha mordido las páginas, así que tampoco le entusiasma. Creo que le pone dos estrellas, o así.

La verdad: no sé si será buena estrategia de márketing (ya os contaré), pero os puedo asegurar que me gusta más que poner una foto mía. ¡Y es tan mona!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s